Botox natural a base de anís

El anís  es una alternativa para mantener la piel rejuvenecida, además es económico, fiable y no hay que pasar por un proceso de recuperación; en medicina natural, el anís se usa como relajante muscular, esto es lo que ayuda a mejorar y relajar los músculos del rostro para que no se marquen las líneas de expresión que delatan la edad.

Botox natural a base de anís

Usar el anís como sustituto del botox convencional es una bendición, pues no representa riesgo alguno, es demasiado económico si lo comparamos con las inyecciones de botox que son

Preparación del botox natural

Siga los pasos siguientes para realizar la preparación del botox.

Ingredientes:

  • 40 gramos de semillas de anís
  • 1 taza de agua caliente

Preparación:

Botox natural a base de anís

En la taza de agua caliente, agrega el anís, lo tapas bien por unos 10 minutos aproximadamente, y cuando ese se enfrié, coloca sobre tu rostro y cuello con un algodón o con la yema de los dedos, aplícalo de manera ascendente, como aplicas las cremas en el rostro, no es necesario enjuagar. Puedes usarlo diario o un día si y un día no. Verás la diferencia en poco tiempo.

Te puede interesar:

¿No encuentra lo que busca?