Jugos para curar la amigdalitis

By  | 
Jugos para curar la amigdalitis


Las amígdalas son ganglios linfáticos que se encuentran en la parte posterior de la boca y en la parte de arriba de la garganta, y son importantes porque nos permiten eliminar las bacterias y otros microrganismos, evitando así muchas infecciones y enfermedades.

Jugos para curar la amigdalitis

Jugos para curar la amigdalitis

Jugos para curar la amigdalitis

Puede presentar diferentes síntomas como dolor de cabeza, fiebre, falta de apetito, dolor en el cuerpo y dolor al deglutir. Estos son los más comunes, para mejorarlos te vamos a enseñar unas recetas de jugos para curar la amigdalitis, misma que puedes hacer  en casa y  ahorrara  tiempo y dinero.

Jugo para la amigdalitis #1

Ingredientes

  • 2 naranjas
  • 1 tazón de frambuesas
  • 1 mandarina

Preparación

Extraer el jugo de la naranja y la mandarina y luego verter en la licuadora junto con las frambuesas.   Licuar por unos instantes.  Tomar un vaso diario.

Jugo para la amigdalitis #2

Ingredientes

  • 2 rábanos
  • 1 diente de ajo crudo
  • 1 zanahoria

Preparación
Lavar y cortar en pedazos la zanahoria y los rábanos..  Luego, pelar y picar el diente de ajo curdo.  Colocar  los ingredientes en la licuadora y  por unos instantes licuar. Tomar un vaso de este jugo al día

Jugos para curar la amigdalitis

Jugo para la amigdalitis #3

Ingredientes

  • 1 limón (su jugo)
  • 1 naranja
  • 1 cucharadita de pimienta de cayena
  • 1 cucharadita de miel

Preparación
Extraer el jugo de limón y el de la naranja y luego añadir la pimienta de cayena. Mezclar y beber una taza al día    Este jugo tiene un efecto “limpiador” de las amigdalas

 

Jugo para la amigdalitis #4

Ingredientes

  • 1 zanahoria
  • 2 rábanos
  • 1 jugo de limón

Preparación
Extraer el jugo del limón.  Después, lavar y cortar la zanahoria y los rábanos.  Poner en la licuadora. Licuar y tomar de inmediato  Beber 2 vasos al día hasta lograr mejoría.

Recomendaciones
El tratamiento de la amigdalitis requiere que el paciente se encuentre cómodo mientras la enfermedad sigue su curso. Estos cuidados incluyen reposo en cama, tomar una cantidad extra de líquidos, realizar gárgaras con agua tibia y sal, y tomar productos que alivien el dolor y reduzcan la fiebre.

Hay que sustituir los cepillos de dientes para evitar la reinfección. Las personas que atienden a enfermos con amigdalitis deben lavarse las manos con frecuencia para evitar diseminar la infección a los demás.

 


¿No encuentra lo que busca?